El doctor Sean P. Conley, médico del presidente Donald Trump, ha compartido este viernes un memorando en el que revela que el mandatario se encuentra «muy bien», y que ha iniciado una terapia con Remdesivir.

«No necesita oxígeno suplementario, pero en consulta con especialistas hemos elegido iniciar la terapia con Remdesivir. Terminó sus primeras dosis y está descansando cómodamente», reza el memorando.